Blogia
HISTORIA DE NADIE Y DE TODOS

CARTA NO TERMINADA

CARTA NO TERMINADA

…No me despido, por que me falta  valor, no me despido, por que seguro me dirías que esa no es la salida, me abrazarías y lo más seguro renunciaría a esta, mi decisión.

Estoy frente al teléfono, esperando una llamada, quisiera que el timbre del teléfono, me hablara y me hiciera recapacitar. Pero de todos modos ya no hay vuelta atrás.

Tú, tranquilo, NUNCA te sientas culpable, es mas yo ya ni lloro, he dejado de llorar, ahora soy fuerte.

Que tu me escucharas siempre me hizo sentir importante.  El que me dieras consejos no tiene precio, el que fueras mi amigo es lo mejor que me ha pasado en la vida.

Es mas ni la vida tiene culpa de los sufrimientos, ni la familia que nunca tuve.

Gracias por estar conmigo siempre, pero no pude ser tan fuerte como tu lo quisiste, siempre lloraba por las noches,(nunca lo supiste, y conmo ibas a saberlo si nunca lo conté). Siempre te regalaba una sonrisa aunque por dentro se me arrugaba la cara.

¡Ahora entiendes por que siempre quería estar sola!

Aunque nunca me gustó la soledad, aunque siempre quería estar contigo, había algo que empujaba a un cuarto solo, donde de todas maneras  nunca fui feliz.

Cuando leas esta carta, ya estaré muy lejos, difícil de alcanzar, cuídate, te des

 

Esta carta fue encontrada sobre la mesa, frente al teléfono. Después me daría cuenta que segundos después esto sucedió.

 

Mi amiga escuchó el timbre.

Sabía que era el que reparte los periódicos, se puso una suéter, bajo corriendo las escaleras de madera vieja que comunicaban su apartamento con la calle principal, con una sonrisa cogió su periódico, miró de reojo, “una niña recogiendo una bola en la calle y al otro extremo un vehiculo negro a gran velocidad”.

Corrió, grito y grito, y a como pudo de un empujón, (me cuentan) salvo aquella niña de ser atropellada. Ella no corrió la misma suerte. Cuando llegaron los paramédicos, no quisieron ni tocar el cuerpo, yacía inerte.

Cosas del destino, no se, no sonó el teléfono como ella quería. Sonó un Timbre.

El cuerpo de mi amiga fue acompañado en su sepelio por muchos que la queríamos, su nueva familia(los parientes de la niña que jugaba con la bola), los vecinos, unos amigos, el que reparte los periódicos y uno que otro curioso.  

 

En su apartamento fue encontrado después un Diario en el que nunca escribió más que estas pocas líneas.

 

DIA 1

 San José.

Hoy inicio mi diario, donde escribiré algunas cosas de mi triste vida.

Iniciare con una pregunta. ¿Como quiero que me recuerden?

R/En realidad me bastaría con que me recuerden, no le pido mucho a la vida, mi  lápida puede estar en blanco, sin una letra, no me importa. Con que me recuerden…

DIA  2

Hoy no escribo por que no quiero poner cosas tristes en mi nuevo diario.

DIA 3

San José.

Hoy paso, prefiero esperar plasmar en este diario mejores situaciones.

DIA 4

 

 

¡Y QUIEN NO TE VA A RECORDAR MUJER!.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Eles -

Gracias

Tati -

Opppaaa! Leí esto y esta demasiado profundo de verdad... Hay cosas q llegan.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres